la técnica odontológica para salvar tus dientes

05/09/2023


Una apicectomía es una pequeña intervención quirúrgica realizada para eliminar la infección que afecta a la raíz de una pieza dental y a sus tejidos. La pulpa del interior del diente puede infectarse e inflamarse debido a caries profundas, impactos u otras causas que provoquen lesiones en las piezas. En estos casos, el tejido blando debe extraerse ya que el absceso o bolsa de pus que producirá la infección podrá atacar al hueso que rodea al diente.

Se trata de un tratamiento que realizamos en Clínica Dental Montemar, con objeto de mantener la pieza dental y conservar la dentadura completa. Para evitar su extracción, la primera opción que se plantea es realizar una endodoncia que elimine la pulpa enferma. Este tratamiento del conducto radicular, puede ser insuficiente o fracasar directamente porque la infección es demasiado profunda. Y es aquí, cuando la solución apropiada se llama apicectomía.

apicetomía

En nuestra Clínica Dental en Torremolinos, nuestros odontólogos deciden practicar esta cirugía si la endodoncia no ha tenido éxito. Y en los casos en que además:

  • Queda afectado el hueso de soporte
  • Los dientes presentan fracturas o hay quistes en la encía
  • Existe abundante sangrado por el gran daño causado en la raíz dental
  • La infección está muy cerca del seno maxilar
  • Las piezas dentales tienen falsos conductos, están calcificados o presentan fracturas.

Asimismo, existe una serie de supuestos que hacen que la apicectomía dental esté contraindicada, tales como enfermedades periodontales previas avanzadas, hipertensión, diabetes o problemas de coagulación, y al mismo tiempo, manifiestan la importancia de que se haga un buen diagnóstico por parte de un profesional de la odontología. Es por ello que en Clínica Dental Montemar estudiamos a fondo su caso e historial para llevar a cabo el tratamiento adecuado.

Procedimiento: ¿En qué consiste una apicectomía?

Una vez descartados tratamientos más sencillos que permitan acceder fácilmente al extremo de la raíz dental, se da paso a la apicectomía. Esta quedará completada entre unos 30 a 90 minutos. Tras la aplicación de anestesia en la zona afectada, se realiza una incisión en la encía cerca del diente dañado para sacar la punta de la raíz o ápice. Conseguido esto, la zona abierta se sella y se cose la herida. Se trata de una intervención quirúrgica muy exitosa y nada dolorosa para el paciente e incluso el postoperatorio apenas produce molestias durante los días sucesivos en que la encía va regenerándose.

Una vez realizada la intervención, el especialista le indicará una serie de actuaciones y cuidados necesarios para la completa recuperación. Tras el procedimiento, la zona afectada se encontrará inflamada, por lo que se recomendará tomar antiinflamatorios para bajarla. Y en caso de infección, se recetará antibióticos.

Es necesario que durante los primeros días de recuperación, tengas un mayor cuidado con tu boca. Ten presente que tras la intervención, la encía presenta una herida. Por eso, es importante no cepillase durante las primeras horas, evita morder y masticar. También aconsejamos llevar una dieta blanda durante unos días. No olvides que la toma de alcohol y tabaco dificultará el proceso de cicatrización de la herida.

Una vez conocido todo el procedimiento, no temas a la apicectomía. Nuestros especialistas resolverán cualquier duda que plantees, dándote garantía del proceso.

Ponte en buenas manos y acude a nuestra Clínica Dental en Torremolinos. Como profesionales de la salud dental, nuestro objetivo es ayudarte a conservar tu dentadura el mayor tiempo y con su correcta funcionalidad.


Autor: Clínica dental Montemar

Edición y diseño: La Factoría Creativa





Source link

Si quieres conocer otros artículos parecidos a la técnica odontológica para salvar tus dientes puedes visitar la categoría blanqueamiento dental.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *